27Febrero2021

27 Febrero 2021
09 Enero 2021 Escrito por 

Conoce las cinco zonas arqueológicas de Guanajuato

  • Son testimonio de la historia precolombina de las civilizaciones mesoamericanas que habitaron el territorio del Bajío en la antigüedad

Énfasis Turístico

El estado de Guanajuato cuenta con cinco zonas arqueológicas, testimonio de la historia precolombina de las civilizaciones mesoamericanas que habitaron el territorio del Bajío en la antigüedad. Al ser lugares al aire libre, son una opción perfecta para visitar ―cuando el semáforo lo permita― y aprender más sobre la herencia de nuestros antepasados:

Arroyo seco: Está integrada por una planicie y dos pequeñas elevaciones naturales con conjuntos pictóricos que brindan gran valor patrimonial y lo distinguen como una de las concentraciones de arte rupestre más importantes del país. Fue asiento de cazadores-recolectores desde épocas ancestrales, quienes dejaron huella en cuevas, abrigos y frentes rocosos, con una gran cantidad de motivos pictóricos que reflejan una parte fundamental de su forma de vida y de su cosmovisión.

Este lugar se ubica aproximadamente a hora y media del Pueblo Mágico Dolores Hidalgo.

Plazuelas: Ubicada al suroeste de la sierra de Guanajuato, se distingue por su perfecta integración al paisaje. La actividad de este sitio se dio entre 450 y 900 d.C., periodo en el que el territorio del actual estado de Guanajuato alcanzó su mayor densidad de población. Se ubica muy cerca de Pénjamo, por lo que en la visita se puede aprovechar para disfrutar del centro histórico, la hacienda y tequilera Corralejo, el Fuerte de Los Remedios, así como del balneario de Ojo de Agua Churipitzeo.

Peralta: Es uno de los sitios arqueológicos más grandes del estado y fue habitado entre los años 300 y 900 d.C.; se trata de uno de los mayores centros cívicos ceremoniales de la región occidental mexicana. Existen dos formas de llegar a Peralta, desde Irapuato ―Capital Mundial de las Fresas― o desde Abasolo, donde se puede completar el viaje visitando el centro histórico, la parroquia de la Santísima Virgen de la Luz, o disfrutando de los famosos balnearios, La Caldera y Los Pinos.

Cañada de la Virgen: Utilizada principalmente para realizar observaciones del cielo, esta zona arqueológica ubicada en el municipio de San Miguel de Allende, se caracteriza por reflejar los ciclos cósmicos a los que se vinculaba la vida de grupos de agricultores que también practicaron la recolección y la cacería de las regiones semidesérticas aledañas e intercambiaron con otras regiones mesoamericanas objetos utilizados en actividades rituales. Tuvo gran importancia debido a su posición defensiva que permitía dominar visualmente la cuenca central del río Laja.

El Cóporo: Ubicado al noreste del estado de Guanajuato, este lugar está compuesto de diferentes espacios arquitectónicos que sugieren una afinidad con la región del Tunal Grande en San Luis Potosí y fuertes vínculos con los asentamientos prehispánicos de Zacatecas, Jalisco y el bajío guanajuatense. La forma más fácil de llegar es saliendo desde la ciudad de León.

Para conocer más sobre las zonas arqueológicas y demás destinos del estado, visita http://www.guanajuato.mx/.



Dejar un comentario

Asegúrate de introducir la información obligatoria en los campos marcados con asterisco (*). No se permite código HTML.

leftLorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore.

Newsletter